En Artículo

¡Feliz inicio de semana!

Para el #MuscleMonday de hoy presentamos al músculo Tríceps Braquial.

Es un músculo biarticular que se encuentra en la zona posterior del brazo y que incide en los movimientos tanto del hombro como del codo. Como su nombre lo indica, tiene 3 porciones: la porción larga también llamada cabeza larga, se origina en la escápula en una zona llamada labio infraglenoideo. La porción medial o profunda se origina en la superficie posterior del húmero, mientras que la porción lateral se origina en la superficie posterior y lateral del húmero, solapando en gran parte a la porción medial. Las tres porciones se unen en un tendón que se inicia aproximadamente a la mitad del músculo en su recorrido hacia el codo, para insertarse en una zona llamada olécranon. Dicho tendón consta de una lámina superficial y una lámina profunda que se unen cerca de su inserción.

La acción principal del tríceps es la extensión del codo, mientras que la porción larga tiene influencia en la aducción y la extensión del hombro, siendo la primera las mas predominante según los análisis electromiográficos. En las acciones de reposo relativo, se ha observado actividad de la porción larga del tríceps cuya fuerza dirige la cabeza del húmero hacia arriba, lo cual puede analizarse como una acción de estabilidad del hombro y que contrarresta la acción de descenso de la cabeza del húmero que ejercen el dorsal ancho y el pectoral mayor. 

La lesión de este músculo suele generar un dolor vago, sordo y difuso en la zona posterior del hombro y brazo. La mayoría de los pacientes no son conscientes de la limitación de la movilidad del codo y hombro debido a la tendencia a mantener el codo ligeramente flexionado en los límites del dolor y a la compensación por la limitación del alcance del brazo con movimientos del tronco y la escápula.

En los casos de limitación de la movilidad del hombro, como el hombro congelado frozen shoulder, los últimos grados de la abdución del brazo casi al intentar pegar el brazo a la oreja, pudieran estar limitados por la activación de los puntos gatillo de la porción larga.

Algunas actividades pudieran estar afectadas, como un swing adecuado al jugar béisbol o golf, realizar un lanzamiento de la pelota adecuado en el servicio del tenis, o el golpeo de revés en el mismo deporte. Asimismo, los ejercicios de push ups (lagartijas) y pull ups (dominadas) pudieran estar limitados y ser dolorosos.

En los diagnósticos de codo de tenista, codo de golfista, bursitis del olécranon o síndrome del desfiladero torácico, se debe evaluar la posibilidad de la influencia de uno o varios puntos gatillo del tríceps. Asimismo, se debe descartar la incidencia de dichos puntos gatillo en los casos donde se sospeche una hernia cervical C6-C7, debido a que las zonas de dolor irradiado son similares.

El tratamiento debe considerar maniobras de descompresión articular tanto del hombro como del codo. El estiramiento del tríceps con hielo suele ser muy efectivo para aliviar los puntos gatillo, igual que la técnica de Jones también llamada Strain-Counterstrain. Otras técnicas de la terapia manual ortopédica también pueden proporcionar bienestar. El complemente con electroterapia y la introducción de ejercicios terapéuticos y de fitness se deben hacer de manera gradual para evitar recaídas.

Sígueme en:

Instagram: @FisioSalinas

Facebook: FisioSalinas

Twitter: @fisio_salinas

Deja un comentario